Primera Infancia, el fallido emprendimiento familiar que podría llegar a su fin

Carlos Abeleira presentó su renuncia junto al resto de los ministros, el Ministerio podría desaparecer.

En el Gobierno de la Provincia la idea de patear el tablero se hizo real a comienzos de esta semana. El gabinete completo tuvo que presentar su renuncia para hacer un “balance” de la gestión. En el Ministerio de la Primera Infancia los dividendos no resultaron muy positivos para la figura del gobernador.

Este organismo que conduce Carlos Abeleira ha sido una suerte de alojamiento familiar. Ni bien creado acobijó a Pablo Abeleira, hermano del ministro, como secretario de tecnología para la Primera Infancia. Como también al “equipo” que los acompaña desde su paso por la intendencia de Miguel Isa en la Capital salteña.

Su creación tiene origen tras la muerte de 7 niños en Rivadavia. Con el objetivo de combatir la desnutrición se sumaron al conocido medico Abel Albino, ex colaborador del romerismo, y su fundación CONIN.

Una planta de Computadoras, servidores, tablets, y televisores LED serían las armas de una planta de 30 empleados para luchar contra este terrible flagelo. El pedido de renuncia y analizar la gestión de Primera Infancia implica la salida del clan Abeleira de esta institución.

El rumor de que el Ministerio de Primera Infancia pasaría a ser una Secretaría crece. De ser así, estaríamos frente a una prueba cabal del fracaso que resultó la creación de esta cartera familiar.

Sé el primero en comentar

Dejanos tu comentario